Chris Hirschler ha sido profesor de educación superior por 17 años, actualmente labora en el  Departamento de Salud y Educación Física  de la universidad de Monmouth, New Jersey, Estados Unidos.

Imparte cursos relacionados con Trabajo Social y Salud Pública, ha creado un programa dentro de su plan de estudios enfocado al servicio social que pretende llevar a estudiantes fuera de Estados Unidos.

Los jóvenes cursan carreras como Psicología, Salud Pública, Trabajo Social y Ciencias Sociales, la universidad no da financiamiento para el programa sin embargo los estudiantes costean sus gastos y Chris junto con ellos gestionan donaciones para que se tengan recursos que posteriormente serán usados al momento de viajar y poner en marcha los proyectos que se definan.

Durante 7 años Guatemala ha estado  dentro del proyecto de Chris y este año se eligió al albergue Nuevos Horizontes en Quetzaltenango.

Nuevos Horizontes es un albergue que brinda apoyo a mujeres y niños maltratados quienes se encuentran en situación de riesgo; Por más de 20 años este albergue fue no gubernativo, pero hace unos meses pasó a ser del Estado, desde ese momento la situación se ha tornado precaria,  las personas que laboran en la institución llevan meses sin pago y actualmente están como voluntarias.

Entre practicar yoga, enseñar bases para defensa personal, leer literatura infantil, y donar  literas, los estudiantes de Monmouth comparten con los bebes, niñas y jóvenes que viven en el hogar.

Leiry, Paul, Amanda, Tricia, Giana, Víany, Marie, Olivia y Franchesca son los estudiantes que visitaron el hogar, ellos piensan y confiesan, que salvó por algunas diferencias, es muy similar la situación que se vive en los albergues de Estados Unidos, la ayuda de la comunidad, la solidaridad y la creación de varios centros asistenciales para la mujer y niños hace esta diferencia que a largo plazo tiene un impacto fundamental.

Los jóvenes y su profesor también manifestaron su profundo dolor y consternación por la muerte de 40 niñas el pasado 8 de marzo en el albergue Hogar Seguro,  que estaba bajo la responsabilidad de la Secretaria de Bienestar Social de la Presidencia.

“Es responsabilidad de todo el mundo que esto haya sucedió, hay suficiente dinero en el mundo para ayudar a personas que lo necesitan, pero somos indiferentes”, comenta Chris.

Los estudiantes instan a la comunidad quetzalteca para que puedan colaborar con implementos básicos y necesarios para el albergue tales como: jabón, alimentos, ropa, pasta dental, cepillos dentales, toallas sanitarias, cunas, alfombras, pañales de tela o desechables y donaciones en efectivo que pueden solventar pagos como el del servicio de energía eléctrica.

Para donaciones pueden comunicarse con el Mecapal o al teléfono de las oficinas de Nuevos Horizontes 7767 64 63.

No hay comentarios

Dejar respuesta